VIH Y SEXUALIDAD EN PAREJA:

18 Ene 2013
prevenir-sida[1]

Sexo, pareja y VIH van de la mano ¿por qué no?

Hace tiempo que queremos abordar este tema por las implicaciones emocionales y personales que conlleva en las personas con este problema. Creemos superados los prejuicios que marginaron a las personas infectadas o portadoras del VIH, pero a veces son los grandes olvidados, porque el problema sigue y sufren mucho. Si os parece, vamos a compartir con vosotros un caso real y extraer alguna conclusión práctica que tal vez llegue a muchas personas:  

Se trata de una pareja, aparentemente feliz, pero la vida se complica bastante para uno de ellos por problemas de salud importantes. Sin entrar en detalles, la realidad es que superada la grave enfermedad de uno de ellos, en una revisión descubre que es seropositivo al VIH. Imaginad cómo se debió sentir, cuando a esto se suma que se ha contagiado porque su pareja le fue infiel en toda esa etapa de su enfermedad.

Todos los fantasmas e inseguridades se le han disparado. Se pregunta si podrá volver a tener sexo con libertad, si podrá construir una nueva relación, si su sexualidad volverá a ser como antes. Teme infectar a las personas que practiquen sexo con él. Evidentemente, esta persona tiene por delante todo un trabajo psicológico para elaborar el proceso de duelo de todo lo que le ha pasado. Pero centrándonos en las dudas acerca de su futura sexualidad y el VIH, sí queremos insistir en que las relaciones sexuales con personas portadoras o infectadas con el VIH, no son de riesgo si utilizamos preservativo. Nos sorprendemos a nosotros mismos diciendo esto, porque a veces suponemos que este tema está más que superado, pero no es así.

Nos hacemos cargo que la persona que sufre este problema, lo pasa mal al plantearse su futura sexualidad. Pero comencemos por nosotros mismos: si tú eres quien tiene el problema, empieza creyendo firmemente, que con una sexualidad responsable (simplemente usando preservativo), no existe el problema. Puedes disfrutar completamente del sexo, tanto encuentros esporádicos como con tu pareja.

Otro tema importante es decidir si lo dices o no a tu compañero sexual. Nosotros somos partidarios de decirlo, pero es muy respetable si optas por no compartirlo, eso sí, utilizando siempre preservativo para no poner a nadie en riesgo y poder disfrutar libremente del sexo.

No queremos restarle importancia al tema, pero de verdad no podemos renunciar a una vida sexual y de pareja por esta circunstancia, cuando con una medida preventiva tan sencilla como ponerse un preservativo, permite disfrutar igualmente del sexo. En esta circunstancia podemos encontrarnos en el futuro CUALQUIERA de nosotros.

Sin más, invitaros como siempre a compartir vuestras dudas, sugerencias y experiencias personales, para seguir aprendiendo. Un buen fín de semana a todos nuestros lectores.

 

Sin comentarios todavía. Deja tu comentario →