Tag Archives: separación

Onda mujer completa su Manual Práctico para entender a las mujeres.

28 Mar 2014

MANUAL PRÁCTICO: ‘EL DESAMOR SE INSTALA DESPACITO EN NUESTRAS VIDAS’

Programa: La costilla de Adán (25/03/2014)

Manual práctico para entender a las mujeres

El desamor se instala despacitoen nuestros corazones.

El desamor se instala despacito en nuestros corazones.

Una tertulia amble y desenfadada en el programa La Costilla de Adán:

Olga Córdoba y Carmen Pérez nos ayudan a ampliar nuestro Manual Práctico para entender a las mujeres. Hoy hablamos de desamor ¿se puede prevenir? si no es posible, cómo podemos afrontarlo y asumir la ruptura”.

Escucha todas sus recomendaciones aquí.

Pinchar aquí:

·  <iframe width=”100%” height=”120″ frameborder=”0″ allowfullscreen=”” scrolling=”no” src=”http://www.ivoox.com/player_ej_2957190_1.html”></iframe>

Sin comentarios todavía. Deja tu comentario →

TERAPIA DE PAREJA: ¿CUÁLES SON LOS MOTIVOS DE CONSULTA MÁS FRECUENTES? (y III)

31 Oct 2013

terapia de parejaHoy terminamos la serie de post dedicados a los motivos más frecuentes de consulta de terapia de pareja, y lo hacemos con dos situaciones en las que no pensaríamos de inicio.

Un problema psicológico en uno de los dos: Se da cuando uno de los miembros de la pareja tiene algún tipo de problema psicológico que se niega a reconocer. Esto, como es natural, genera muchos conflictos en la relación. El “enfermo” no quiere de ninguna de las maneras acudir a consultar por su problema específico, pero en cambio sí puede admitir que ambos tienen un problema de pareja y que pudieran necesitar ayuda por esto.

Así, el miembro sano de la pareja aprovecha esta circunstancia para acudir a terapia a consultar por un supuesto “problema de pareja”, cuando en realidad se busca que el enfermo sea diagnosticado y tratado, si es que fuera necesario. Un a vez en terapia siempre es más fácil convencer al enfermo de que se trate del problema que padece.

Aunque puede sorprender un poco, en ocasiones es la única manera de poder llevar tratamiento a alguien que lo necesita y no acudiría a pedir ayuda de otra manera,

Para separarse de una manera adecuada: Pues sí, aunque suene triste, a veces la consulta no es para intentar solventar las cosas, sino que una vez tomada la decisión de separarse, la pareja acude a terapia para hacerlo de la mejor manera posible.

En estos casos casi siempre hay niños pequeños de por medio y ambos miembros de la pareja se ponen de acuerdo para tratar de separarse de forma que sea la “menos mala” para todos. Suelen preguntarnos acerca de la logística, quién y cómo sale uno de los dos del domicilio, qué pasos seguir y, sobre todo, cómo decírselo a los niños y actuar posteriormente con ellos. Orientamos, aconsejamos y a veces hacemos de mediadores, con el fin de avanzar en este proceso con la mejor perspectiva de futuro.

Es una forma inteligente de “usar” la terapia de pareja ya que, existiendo niños, aunque se deje de ser pareja se va a seguir siendo padre y madre. Si se realiza un buen proceso de separación, la relación posterior como “padres” se verá muy beneficiada.

¿Te gustan los post de Ysinembargotequiero? Compártelos con aquellos a los que les puedan servir y no olvides dejarnos tus comentarios y sugerencias. Y como simepre te invitamos a leer “Ysinembargotequiero: claves para una buena vida en pareja”. ¡Hasta pronto!

Un comentario. Deja tu comentario →

Cómo superar una ruptura (VII). Cuidado con las relaciones afectivas.

05 Mar 2013
Es normal sentirse confundido en los afectos tras una ruptura.

Es normal sentirse confundido en los afectos tras una ruptura.

Lo más probable después de una ruptura es que no te apetezca estar con nadie más por un tiempo, pero, antes o después, la necesidad de vincularnos con otra persona aflorará de nuevo. En estas circunstancias son muy frecuentes las relaciones breves en las que se busca más el afecto y el cariño o un mero desahogo sexual, que una nueva pareja estable.

Esto es algo absolutamente normal, pero debemos tener cuidado, sobre todo si se puede estar dando alguna de estas situaciones:

-Nos lanzamos a un montón de relaciones sexuales y/o afectivas breves, que “usamos” como alivio temporal de nuestra tristeza o ansiedad. Vienen a servir como un tranquilizante, pero acaban por hacernos sentir mal.

-Tratamos de establecer una relación afectiva demasiado pronto, e insistimos aún cuando no estamos preparados para enamorarnos otra vez.

-Al sentirnos más vulnerables nos enganchamos rápidamente a la primera persona que está disponible, a pesar de que pueda resultar una relación negativa para nosotros.

-Escogemos una pareja muy parecida a la anterior y repetimos el mismo esquema de relación.  Si antes no fue bien, es probable que ahora tampoco.

Si te identificas con alguna de estas situaciones quizá necesitas esperar un poco más para volver a  establecer una relación de pareja. Apóyate afectivamente en las personas que te quieren y se preocupan de ti. Revisa otros post de esta serie o consulta el capítulo 15 de “Ysinembargotequiero. Claves para una buena vida en pareja” y no olvides dejarnos tus comentarios y sugerencias.

Sin comentarios todavía. Deja tu comentario →

Cómo superar una infidelidad (I):

01 Mar 2013

infidelidadSi vemos estadísticas, casi el 50% de las personas son infieles en algún momento de su relación. Por esto hemos pensado ofreceros una serie de post sobre cómo superar  una infidelidad. Es uno de los problemas más complejos y dolorosos por los que algunas parejas atraviesan y cuando sucede, se tambalean los cimientos de la relación porque implica la ruptura del compromiso de lealtad. Antes de llegar a ese pacto de lealtad y fidelidad, las personas en la relación han ido intimando progresivamente y descubriendo en el otro unas cualidades personales que le hacen ganarse esa entrega y confianza plena. Tenemos que ser conscientes de que ganarse esta lealtad y confianza plena en el otro, cuesta mucho, pero perderla no tanto y recuperarla, aunque no es no es imposible, requiere de importantes esfuerzos.

Cuando decimos a alguien “te soy fiel”, ¿qué le estamos diciendo?:

Formas parte de mi vida y confío plenamente en ti. Te respeto y mi amor hacia ti está por encima de “caprichos” o “aventuras pasajeras”. Te quiero y aunque como personas que somos, vamos a vivir situaciones que nos cuestionen nuestro pacto de fidelidad, intentaré superar ese momento y seguiré apostando por ti. Te admiro y me aportas cosas importantes. Ante las adversidades también te soy fiel, porque estamos para los buenos y para los malos momentos. Creo en ti y confío plenamente en ti. Tú existes para mí incondicionalmente, como yo lo siento en ti…

 ¿Y si tu pareja ha sido infiel? ¿Qué sentirías?

Desconfianza, tristeza profunda por la pérdida de la confianza. Sentiría que algo importante se ha roto, dolor, confusión, baja autoestima, culpabilidad, pérdida de la intimidad, rabia, impotencia, miedo al futuro, nerviosismo y suspicacia ante el temor a que se repita o que siga sucediendo.

Como personas que somos, cualquiera puede descubrirse deseando sexualmente a otra persona que no es su pareja, incluso enamorarse, o simplemente tener un encuentro sexual puntual con una persona desconocida hasta entonces. En otros casos se llega más lejos y hay personas que mantienen relaciones paralelas. Evidentemente estas situaciones son enormemente diferentes y la forma de afrontarlas también será distinta.

Ante una infidelidad ¿Qué hacer? ¿Está todo perdido?

Lo primero es reconocer que ha existido la infidelidad. Tras reconocer que ha existido esa infidelidad, ambos miembros de la pareja deben aceptar que están ante una situación muy crítica, que se tambalean completamente los cimientos de la relación y que en ese periodo inicial de shock no pueden pensar con claridad.

Primero asumir y aceptar lo que ha sucedido, no engañarse y mirar para otro lado o enterrar la cabeza en la arena.  En un segundo momento valorar la situación. No toméis decisiones trascendentales en “caliente”.

En el siguiente post sobre ruptura, avanzaremos un poco más. Pero si deseáis profundizar más, os recomendamos la lectura del Capítulo 14 de “Ysinembargotequiero. Claves para una buena vida en pareja”, donde tratamos extensamente este tema. Animaos a participar compartiendo vuestras experiencias personales o preguntando dudas, que estaremos encantados de resolver.

Un comentario. Deja tu comentario →

Video del programa “Pensamiento Positivo”, para ABC Punto Radio.

20 Feb 2013

El pasado 2 de Febrero, tuvimos el placer de participar en el programa de ABC Punto radio, “Pensamiento Positivo”, uno de los programas de más éxito en este país sobre desarrollo personal, que dirige y presenta Sergio Fernández. Los que escuchásteis el programa en directo sabréis que éste tuvo que interrumpirse a los pocos minutos para escuchar las explicaciones del presidente Mariano Rajoy. Sí, en este caso parece que la política volvía a interponerse al amor, pero gracias a Sergio y la profesionalidad de su equipo pudimos terminar de grabar el programa en otro estudio, y aquí tenéis el video con la entrevista completa (un excelente trabajo de Andrés Triano). Durante 45 minutos pudimos desgranar algunas claves para mejorar la vida en pareja. Esperamos que la disfrutéis.  Ah, y no os perdáis las maravillosas “Biografías con Alma” de la encantadora Cristina Serrato, que nos emocionó con sus palabras.

Queremos aprovechar para apoyar desde aquí a Sergio Fernández y a “Pensamiento Positivo”, ya que en breve tendrán que “mudarse” de emisora, y desearle a él y a todo el equipo todo la suerte en su nueva etapa.

Sin comentarios todavía. Deja tu comentario →

Cómo superar una ruptura (V): Mantén el tiempo ocupado. Agárrate a las rutinas.

12 Ene 2013
Aferrarnos a la rutina y tener el tiempo ocupado nos ayudará en esta etapa.

Aferrarnos a la rutina y ocupar el tiempo nos ayudará en esta etapa.

Muchos de vosotros nos consultáis sobre la mejor manera de superar una ruptura amorosa (algunos de los post anteriores sobre este tema son de los más visitados), así que vamos a continuar dando alguna de las claves que ayudan a que el duelo de la separación sea más llevadero. ¡Ojo! Recordad que no existen verdades absolutas ni fórmulas mágicas: inevitablemente lo pasaremos mal durante un tiempo. Pero si tratamos de seguir estas claves, podremos superar esta etapa de una forma más satisfactoria.

Hoy hablamos de la rutina…

Bendita sea la rutina en estas situaciones. No conocemos mejor bálsamo para aliviar las penas del duelo que tener la mayor parte del tiempo ocupado, sintiendo que se tienen cosas que hacer. No dudes en sacar tu agenda y planificar los días para rellenar todos los huecos que puedas. Muchas horas o días seguidos sin actividad o con demasiado tiempo para estar solo y dar vueltas a la cabeza, no te van a ayudar en absoluto en esta etapa.

Si disponemos de un trabajo, éste nos va a facilitar la labor, pero no te olvides de las tardes libres y de los fines de semana. ¿No tenías que visitar a esa pareja de amigos con niños que antes te daba una pereza horrible? ¿Ir al gimnasio? ¿Ayudar a tu hermano en su trabajo? ¿Leer? Pues ahora es el momento perfecto para retomar estas actividades.

Sí, ya sabemos que en esta situación no se tiene ninguna gana de hacer nada. Pero como ya os hemos dicho en otras ocasiones, es el momento de hacer las cosas sin ganas. Hacednos caso: las ganas llegarán después.

En el capítulo 15 de “Ysinembargotequiero: Claves para una buena vida en pareja”, tratamos más extensamente este tema. Además, describe un ejemplo real que toca muy de cerca a uno de los autores. ¡Esperamos que os sirva!

Te ha gustado este post. No dudes en difundirlo. ¡Gracias!

Sin comentarios todavía. Deja tu comentario →

Cómo superar una ruptura (II): Aceptar que lo vamos a pasar mal durante un tiempo.

02 Nov 2012

 Hay una máxima tras una ruptura, y es que…

Si tu relación fue feliz, ahora te va a tocar estar triste.

No, no se puede evitar, aunque hagamos muy bien las cosas. Lógicamente, si lo hacemos bien, todo irá mejor y será más llevadero, pero aún así tenemos que aceptar que vamos a estar desorientados, tristes, con cambios de humor, enfadados, distraídos…

Nos gusta poner el ejemplo de cuando nos rompemos un hueso. Si reducimos la fractura, la vendamos adecuadamente, tomamos el tratamiento que nos prescriban y hacemos bien la rehabilitación, todo se curará más rápido. Pero aún en las mejores condiciones el hueso necesitará un tiempo para que sus células suelden. Pues con la mente (y el corazón) pasa exactamente lo mismo: con las mejores condiciones las neuronas tardarán menos tiempo en reajustarse y reacomodarse, y la cicatriz de nuestro corazón se cerrará un poco más rápido. Pero aún así hay un tiempo de duelo que, por mucho que nos esforcemos, no podremos evitar.

¿Y cuánto es ese tiempo? ¿Cuánto se tarda en hacer un duelo “normal”?

Pues como todo en la vida: depende. De cada persona, de cómo fue la relación, de la intensidad y duración de la misma, de si lo dejamos o fuimos dejados, de lo que se haga durante el proceso…

Como vemos, hay un montón de factores que influyen, pero señalaremos que no es lo mismo una ruptura abrupta, por algún motivo concreto y en la que sigue existiendo mucho sentimiento, que una ruptura larvada y lenta durante un largo tiempo en el que se ha ido haciendo ya buena parte del duelo. En este caso ya hay una separación emocional antes de llegar a la separación física y el tiempo de duelo será significativamente menor, claro.

De igual manera, tras una relación “tormentosa” que ha supuesto un importante desgaste emocional, podremos encontrar sentimientos de alivio que facilitarán que el proceso de duelo se haga más rápidamente.

Nuestra experiencia nos dice que en la vida siempre estamos superando duelos, a veces más grandes, a veces más pequeños, y que para recuperarnos del todo casi siempre se tarda más de lo que desearíamos. Pero también sabemos que la luz está siempre al final del túnel y antes o después estaremos listos para volver a disfrutar, volver a ser felices, volver a enamorarnos…

En los próximos post veremos algunas claves prácticas que nos ayudarán superar este proceso. ¡Sigue conectado!

¿Te gusta este post? Déjanos un comentario o reenvíaselo a alguien a quien le pueda servir. ¡Gracias por leernos!

Olga Córdoba e Iñaki Vázquez

19 comentarios. Deja tu comentario →